Cerámica Rectificada

 

Son una apuesta muy actual y cada vez están más de moda. Las cerámicas rectificadas son aquellas que ofrecen una superficie casi continua, en la cual las juntas apenas se distinguen. Las piezas suelen ser de gran tamaño y sus bordes están cortados de forma totalmente recta, lo que se llama “canto vivo” y con ausencia de bisel en los cantos. Esto hace que la sensación que aportan es de un suelo o pared totalmente continua y sin juntas aparentes. Hasta aquí la teoría, ahora la realidad…

Colocar una cerámica rectificada es muy complicado y tiene tres condicionantes:

•  el soporte sobre el que se coloca
•  la planimetría de la propia cerámica
•  y finalmente la mano de obra.

El soporte sobre el que se va a colocar la cerámica debe estar totalmente nivelado y a plomo ya que la técnica para la colocación de cerámicas rectificadas es la misma que la del gres porcelánico, y recibe el nombre de “capa fina” porque la capa de adhesivo sobre el que se pegan las piezas tiene poco espesor, Debido a que los morteros cola ven reducidas sus prestaciones a partir de los 5 mm de espesor, la colocación en capa fina no permite corregir los desniveles del soporte con exceso de adhesivo, por lo que resulta esencial disponer de una superficie perfectamente plana, siendo imprescindible maestrear y rasear las paredes para una correcta colocación de la cerámica. La certeza de que el pavimento cerámico reproducirá todas y cada una de las irregularidades que manifieste el soporte deberá sopesarse antes de ignorar esta premisa de maestrear y rasear las paredes.

 

     

 

 

La planimetría y calibre de la cerámica rectificada es muy importante ya que las propias piezas pueden presentar curvaturas en la planimetría propias de la fabricación, provocando lo que se llaman “cejas”, mayores cuanto más grande es el formato de las piezas. Dichas “cejas” son especialmente visibles en aquellos paños que reciben una luz directa. Por lo que es imprescindible el uso y colocación de crucetas dejando una junta de 1 ó 2 mm como mínimo entre piezas. A su vez dichas juntas van a ayudar a evitar cualquier problema de dilataciones provocadas por los cambios térmicos, movimientos estructurales, efectos del agua o la humedad, reacciones químicas, o la propia retracción del cemento cola.

Por último la mano de obra…. Por muy bien niveladas que estén las paredes y por muy correcta que sea la planimetría de lacerámica, el alicatador deberá prestar especial atención a la colocación de dichas piezas rectificadas.

 

Blog de reformas
Empresa de reformas

2 comentarios en Cerámica Rectificada

  1. La verdad es que es complicada este tipo de cerámica. Nosotros antes nos negábamos a instalarla, por los problemas que acarreaban; hasta hace poco, que nos presentaron en la tienda el sistema de nivelación de la marca peygran. Desde entonces, hemos empezado a instalarla con esto y es una maravilla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*